domingo, 13 de junio de 2010

La tablilla Plimpton 322

Repasando, pensé que esto podía dar para un post.

Mesopotamia, que traducido del griego quiere decir "tierra entre ríos", es el nombre con que se conoce a una región del Oriente Próximo, situada entre los ríos Tigris y Éufrates y que coincide aproximadamente con las zonas no desérticas del actual Irán.

Usaban un sistema de numeración de base 60 a diferencia del nuestro que es de base 10. Además, no disponían de un símbolo para el cero. Para solucionar el problema, dejaban un espacio un poco mayor en el lugar en el que debería ir el cero, pero a veces se generaban confusiones entre representaciones de dos números distintos. Más adelante, hacia la época de la conquista de Alejandro Magno, se inventó un símbolo especial, que consistía en un par de pequeñas cuñas colocadas oblicuamente.

Como medio de escritura usaban tablillas de arcilla. Quizá la más famosa de las tablillas mesopotámicas sea una de 13 x 9 cms aproximadamente, excavada de forma ilegal hacia 1920 en las ruinas de la ciudad de Larsa. Esta tablilla fue a parar a manos de un editor neoyorquino, George Arthur Plimpton y donada a la universidad de Columbia a su muerte, correspondiendo el 322 a su número de catálogo y donde se conserva en la actualidad. Por este motivo la conocemos hoy en día como tablilla Plimpton 322.


Fue escrita hacia el año 1800 a.C. y en ella aparecen cuatro columnas de números distribuídas en quince filas. En apariencia podría tratarse de algún tipo de anotación contable pero descifrados los números corresponden a la primera relación de ternas pitagóricas de las que se tenga conocimiento (es decir, tres números que cumplen el teorema de Pitágoras, que dice que la suma de los cuadrados de los catetos de un triángulo rectángulo es igual al cuadrado de la hipotenusa). La cuarta columna es el número de orden (1, 2, 3, ...)

9 comentarios:

Nuria dijo...

Muy interesante, yo no tuve en la carrera ninguna asignatura de Historia de las matemáticas y, la verdad, es que me hubiese gustado.
Besos y buena semana.

Claudia Newman dijo...

Yo me he quedado tal cual, no lo conocía..

Besos

Martha dijo...

La primera tabla de Excel de la historia!

Jeje! ^^

1 besazo!

Miranfú dijo...

Yo tampoco lo conocía, pero parece muy interesante... ya veo que tu estudio está dando frutos.

Besitos

thot dijo...

La Historia mezclada con los conocimientos de la época me parece fascinante.
Gracias.

julia dijo...

Vaya...es muy interesante mi niña, da gusto aprender asi nena..
Mi niña necesito consejo, de profe a maestra..
¿que has hecho durante el tiempo que estuvistes sin que te llamaran de las listas?
Es que la verdad es que llega a ser desesperante...en fin...no son buenos tiempos supongo...

laquesigueaqui dijo...

JULIA: como te dije en tu blog, en tu caso me dedicaría a prepararlas y a la EOI.

Yo algún año lo compaginé con otros trabajos relacionados con la enseñanza (dando clases en una academia o en un cole concertado) y que no tenían nada que ver (programadora informática). Este año sabía que me iban a llamar sobre enero como así fue y me dediqué sólo a prepararlas.

Mucha suerte. Besos.

Leticia dijo...

¡Hola, he vueltooo! Acabo de repasar tus entradas de los últimos días y, madre mía, ¡cómo se pásó tu amiga! Si me lo hace a mi.... Espero que, como A se lo tomó bien, no llegue la sangre al río. A lo mejor hasta le sacas algo bueno y todo. Besitos.

julia dijo...

Muchas gracias por el consejo mi niña. Un besitoooo.