domingo, 17 de enero de 2010

San Antonio

Hoy es día de San Antonio. No se me olvida este día, quizás porque en mi casa hay un cuadro de San Antonio, medio carcomido por el tiempo, con una historia interesante que me contó mi madre y que soy la cuarta persona de la familia que la sabe y la única viva en este momento. Se fue pasando de generación en generación y ahora mismo soy la transmisora. Tampoco se me olvida porque en cuanto se acerca la fecha viene a mi cabeza un refrán que siempre se decía, y se dice, en mi casa: "San Antonio lacoeiro, o dezasete de xaneiro, a súa festiña lle fan o día trece de San Xoán" (San Antonio laconero, el diecisiete de enero, su fiestita le hacen el día trece de junio).

También vino a mi mente un poema de la gran Rosalía de Castro sobre este santo y su fama de "ayudar" a encontrar novio. Eran otros tiempos en los que una mujer sin un hombre al lado no era nadie. Hoy en día este poema no tiene sentido. A mí me gusta a pesar de eso así que aquí queda.

San Antonio bendito,
dádeme un home,
anque me mate,
anque me esfole.

Meu santo, San Antonio,
daime un homiño,
anque o tamaño teña
dun gran de millo.
Daimo, meu santo,
anque os pes teña coxos,
mancos os brazos.

Unha muller sin home…
¡santo bendito!,
é corpiño sin alma,
festa sin trigo.
Pau viradoiro
que onda queira que vaia
troncho que troncho.

Mais en tendo un homiño,
¡Virxe do Carme!,
non hai mundo que chegue
para un folgarse.
Que, zambo ou trenco,
sempre é bo ter un home
para un remedio.


Traducido: San Antonio bendito, / dame un hombre, / aunque me mate, / aunque me despelleje. / Santo mío, San Antonio, / dame un hombrecillo, / aunque tenga el tamaño / de un grano de maíz. / Dámelo, santo mío, / aunque tenga los pies cojos, / mancos los brazos. / Una mujer sin hombre... / ¡Santo bendito!, / es cuerpo sin alma, / fiesta sin trigo. / Un palo que revolotea / y donde quiera que vaya / rompe que rompe. / Mas teniendo un hombrecillo, / ¡Virgen del Carmen!, / no hay mundo que llegue / para disfrutar. / Que, zambo o tullido, / siempre es bueno / tener un hombre / para un remedio.

4 comentarios:

Diario de nuestros pensamientos dijo...

no quiero llegar al punto de pedirle a san antonio un novio digno...

Laura dijo...

Afortunadamente los tiempos han cambiado y las solteras no somos bichos raros ni nada por el estilo, ni nos quedamos para vestir santos. De todos modos hace poco me regalaron un San Antonio, pero no me hace ni caso.

Besos.

Laura dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
simplemente yo dijo...

Yo conocía parte de ese dicho porque en mi tierra se celebra mucho San Antonio el trece de junio, de hecho, es día festivo. Besos